titulo_index_1000bn

titulo_plantas_medicinales
     

PAPAYA

 

Carica papaya

Familia: CARICACEAS.

Otros nombres: MAMON.

 

Arbol  pequeño,  propio  de la zona tropical, con tronco  fibroso  y  poco consistente,  coronado por grandes hojas palmeadas. Sus flores son masculinas  y femeninas, en plantas separadas, y su fruto contiene pulpa color anaranjado,  de sabor muy agradable y refrescante y numerosas semillas casi negras.

El fruto contiene agua, hidratos de carbono, proteinas, azúcares,  grasas, fibras, vitamina A, B1, B2, B5, C, fósforo, calcio y hierro. Las hojas contienen el  alcaloide carpaína y las flores papaína, ácido málico, materias  aromáticas, resinas, sustancias pépticas y musilaginosas.

La flor de la papaya y las semillas, eliminan las lombrices intestinales y hasta  la  tenia  o  solitaria. También cura la tosferina,  asma,  gripes  y  el coqueluche.

Para combatir el mildiu de las plantas de nuestro jardín (polvillo  blanco en  las hojas), se toman 1 Kg. de hojas de papaya, se muelen y se mezclan en  un litro  de  agua.  Se  deja reposar unas horas y se aumentan  4  litros  de  agua jabonosa.

 

Se pulveriza sobre las hojas afectadas.

Toda  la  planta contiene un líquido lechoso que es muy  corrosivo  y  que mezclado con agua se usa para ablandar las carnes.

Estudios  científicos  realizados  en Inglaterra, han  comprobado  que  la Papaya es un poderoso anticonceptivo y abortivo. Basándose en que las mujeres de Sri  Lanka  y de la India consumen esta fruta como anticonceptivo,  se  hicieron estudios  serios  que  determinaron que una enzima contenida  en  la  papaya,  la papaína,  detiene  la producción de progesterona en la mujer,  hormona  esencial para  la  formación  y mantenimiento del feto. Administrada  directamente  a  la sangre, adquiere una potencia 24 veces superior a la normal y que combinada  con ciertas proteinas de la sangre puede provocar la interrupción del embarazo.